11/3/09

Seguir adelante, a pesar de todo



Siempre ten presente que la piel se arruga, el pelo se vuelve blanco, los días se convierten en años....
Pero lo importante no cambia; tu fuerza y tu convicción no tienen edad.
Tu espíritu es el plumero de cualquier tela de araña.
Detrás de cada línea de llegada, hay una de partida.
Detrás de cada logro, hay otro desafío.
Mientras estés viva, siéntete viva.
Si extrañas lo que hacías, vuelve a hacerlo. No vivas de fotos amarillas...
Sigue aunque todos esperen que abandones.
No dejes que se oxide el hierro que hay en ti.
Haz que, en vez de lástima, te tengan respeto.
Cuando por los años no puedas correr, trota.
Cuando no puedas trotar, camina.
Cuando no puedas caminar, usa el bastón.
¡Pero nunca te detengas!

Madre Teresa de Calcuta

4 comentarios:

CHELO dijo...

CUANTA FUERZA INTERIOR
DE DONDE SALDRA TANTO SENTIMIENTO?
ES PRECIOSO
UN SALUDO

Zubel dijo...

Pues ahí estamos...siguiendo adelante..

A mi me apetece compartir el estribillo de Chambao...

"Poquito a poco entendiendo,
que no vale la pena andar por andar,
que es mejor caminar pá ir creciendo.."

Inma dijo...

Qué bonito!, son de esas coasas que te llegan al alma, me ha encantado.

Lakshmi dijo...

Esta gran mujer poseía un corazón inmenso para tener tanta generosidad, porque dedicó su vida a los demás no como un sacrificio sino por amor.